miércoles, 28 de septiembre de 2016

Capitán América: Civil War (2016)

Después de un incidente internacional donde accidentalmente causan bajas humanas, Los Vengadores son cuestionados por la opinión pública. En medio de un debate político que propone que firmen un acuerdo para ser limitados en combate, el Capitán América demuestra su desconformidad con el pacto negándose a firmar el documento, mientras Tony Stark da su aprobación iniciando así una lucha ideológica que se medirá en un combate que decidirá el futuro de Los Vengadores.

Teniendo el enfrentamiento de dos de los superhéroes más emblemáticos del mundo del cómic como competencia principal, Marvel tenía entre sus manos la tercera entrega del Capitán América como carta principal para batallar contra Batman y Superman.
Al marcar la continuación de esa sólida segunda parte que sorprendía siendo un thriller bien construido que se alzaba como la segunda mejor película de Marvel, "Civil War" tenía el difícil reto de mantener en alto en nivel de una saga ascendente.

Y si bien "The Winter Soldier" se mantiene un par de escalones por encima, esta tercera aventura del Capitán se consolida como una vibrante secuela, repleta de acción, con una trama bien trabajada y claramente superior a su rival de DC.
Funcionando tanto como un complemento de la franquicia del patriótico superhéroe y a su vez como una versión complementaria de "The Avengers", la película nos propone un enfrentamiento ideológico entre los dos líderes del grupo en base a un acuerdo internacional que propone un total control de sus acciones.

Más allá de que el argumento podría haber dado para encarar la historia desde un punto de vista más oscuro, es innegable que no falla a la hora de proponer un complejo debate que desemboca en espectaculares peleas entre los tantos héroes que vemos en acción.
Eso nos da lugar a una tan inofensiva como épica secuencia que tiene lugar en el aeropuerto, donde vemos a Los Vengadores peleando entre sí durante más de 20 minutos donde el entretenimiento alcanza su pico máximo.

También nos sirve para presenciar la presentación del nuevo Hombre Araña, una versión juvenil del emblemático arácnido que no consigue borrar el recuerdo de sus intérpretes predecesores, pero tampoco decepciona y cumple con brindarle un reinicio que será abordado el año siguiente.
En cuanto a los otros personajes, no era fácil con tantos héroes darle oportunidad de lucimiento a todos, no obstante y pese a que algunos tienen un mayor protagonismo, cada uno logra tener su momento memorable (el de Ant-Man versión gigante es el más fantástico en mi opinión).

Yendo al lado de los villanos, nuevamente ocurre lo que en todas las película de Marvel y el Barón Zemo, en este caso, no está aprovechado en su totalidad aunque se puede valorar el hecho de que su accionar sea diferente al del común malvado, y que sea el nexo para que Iron Man oficie como el verdadero rival del Capitán.
Quedando en la parte de arriba de las mejores producciones de Marvel aunque no alcanzando la cima ni superando a "The Winter Soldier", "Civil War" es una totalmente disfrutable secuela que tiene todo lo que debe tener y que triunfa donde "Batman VS. Superman" falla, para consolidarse como uno de los blockbusters más destacados del 2016.

8.4/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada