martes, 7 de junio de 2016

Campamento Sangriento (1983)

Ricky y su prima Angela asisten a un campamento de verano junto a otros adolescentes. A poco de iniciar las actividades, en el lugar comienza a rondar un asesino en serie que acaba con varios de los chicos.

Nacida en plena fiebre slasher y pareciendo a simple vista una vulgar copia de "Friday The 13th", "Sleepaway Camp" es una de las películas del subgénero más populares de los 80s.
Pese al evidente bajo presupuesto, lo llamativo de este film son los pequeños detalles que lo diferencian de la saga de Jason Voorhees y le dan una entidad propia.

Para arrancar, increíblemente tenemos adolescentes de verdad y no actores de 25 años interpretando a chicos de 15, segundo, las muertes no destacan por su calidad pero sí por su novedosa brutalidad (la del cocinero pederasta es la prueba de ello).
Pero lo que diferencia a "Sleepaway Camp" y la hace de culto es su final, uno de los desenlaces más bizarros, inesperados y sorprendentes vistos en una producción de este estilo que -literalmente- deja al espectador con la mandíbula descolocada.

8.0/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada