lunes, 18 de agosto de 2014

Dark Feed (2013)

Para rodar una película de terror de bajo presupuesto, un equipo de filmación se traslada a un sanatorio mental abandonado con un oscuro pasado. Con la humedad consumiendo el lugar, las mentes de varios de los miembros del equipo comienzan a perturbarse, volviéndose personas peligrosas dispuestas a llegar a límites extremos.

Los hospitales mentales abandonados siempre han sido un lugar ideal para contar una historia de terror, apostando a generar una atmósfera opresiva para introducirte de lleno y así impactar con la violencia o a inquietar con algún que otro susto.

"Dark Feed" intenta hacer esto con resultados irregulares, porque si bien consigue crear un ambiente opresivo dentro de ese deteriorado sanatorio, carece de sustos y no tiene más que alguna que otra muerte lograda.
Un inconveniente que limita al film es la lentitud con la que se desarrolla, centrándose en las conversaciones de los miembros del equipo del filmación que no pueden ser más innecesarias de lo que son (mención especial se merece el escritor que es un personaje asombrosamente estúpido).

De todas maneras y tomando conciencia de las deficiencias con los que carga, se puede decir que "Dark Feed" es una producción de bajo presupuesto irregularmente aceptable que se deja ver.

5.0/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada