viernes, 23 de enero de 2015

Pérdida De La Inocencia (2010)

Annie, una adolescente de 14 años, comienza a chatear con un desconocido llamado Peter con el que desarrolla una relación virtual. Sintiéndose incomprendida por sus padres, Annie encuentra en Peter una persona que la escucha y le brinda contención, por lo que decide acceder a encontrarse con él. Pero en lugar de encontrar un joven como ella, Annie se encuentra con un hombre maduro que la vuelve a engañar con sus mentiras llevándola a un hotel y abusando de ella, iniciando así una pesadilla que la adolescente y su familia deberán afrontar.

Diariamente, nos sorprendemos cuando en la televisión aparece alguna joven (o los padres de ella) denunciando ser víctima de un abuso sexual, generalmente a manos de algún conocido o -en la aberrante mayoría- de alguno de sus familiares.

En una menor escala, lamentablemente cada vez más ascendiente, vienen las violaciones cometidas por el llamado depredador sexual, un hombre de familia, con un empleo competente y una imagen intachable, que suele llevar una doble vida y utiliza medios como la Internet, eligiendo a voluntad a sus víctimas, para posteriormente ganarse la confianza y concretar un encuentro donde termina abusando de estas mismas.
Abordando este tema tan delicado presenta en la sociedad, "Trust" o "Pérdida De La Inocencia" como fue conocida en Latinoamérica, es una dura película de esas que son necesarias de ver, y de esas que pueden llegar a alertar a alguien que puede estar en una situación similar a la de la protagonista.

Mostrando los hechos siempre desde la perspectiva de Annie, el film muestra como la joven (en plena adolescencia y sintiendo la incomprensión de sus padres) comienza a desarrollar una relación online con un supuesto adolescente,que luego termina revelándole que es un hombre mayor, y haciendo uso de sus habilidades para manipularla, consigue concretar un encuentro donde se produce el abuso sexual.
Como mencioné anteriormente, basta solamente con sintonizar el noticiero para darse cuenta de que una noticia de este estilo es cosa de todos los días, por lo que el planteamiento es realista en todo el sentido de la palabra, así como también la posterior reacción de Annie, que como toda adolescente enamorada, defiende a su abusador hasta caer en la verdad de la situación de la que fue víctima.

Gran parte del mérito de que la historia cale tan profundo, además del director, es responsabilidad de Liana Liberato, quien realiza una interpretación soberbia en la piel de la adolescente. Por ahí el único punto negativo de su actuación es que opaca completamente a sus compañeros que apenas se lucen (especialmente Clive Owen que llega a sobreactuar demasiado), aunque una mención especial merece el actor que interpreta al depredador sexual, que pese a salir poco, su participación es contundente.
Por todos estos motivos y básicamente porque puede llegar a salvar a muchas adolescentes (como Annie) engañadas por un violador (como Peter) de tener un destino similar, "Trust" es una película necesaria de ver para concientizar acerca de este repudiable tema, muchos más recurrente en la sociedad de lo que cualquiera quisiera admitir.

8.4/10

1 comentario:

  1. QUE GRAN INDIGNACION ME CAUSO ESE MALDITO PEDERASTA, POBRE LA CHICA QUE TERRIBLE DEBE SER QUE TE SUCEDA ALGO ASI.

    ResponderEliminar