jueves, 2 de enero de 2014

Priest: El Vengador (2011)

Cuando el mundo era un lugar que vivía acechado por los vampiros, los humanos poco podían hacer y solo se limitaban a huir para no morir a manos de ellos. En ese tiempo, nació una legión de sacerdotes guerreros que lucharon durante años contra los vampiros hasta erradicar una gran mayoría y aislar a los restantes. Pero cuando los vampiros secuestran a su sobrina, un poderoso sacerdote debe renunciar a sus votos y con la ayuda de un sheriff, decide ir tras de ellos para asesinarlos y salvar a su sobrina antes de que sea convertida.

Un año después de la desastrosamente entretenida "Legion", el director Scott Stewart decidió seguir abordando temas religiosos desde puntos de vistas extremadamente alternativos, y dirigió "Priest", donde cambia los ángeles por unos sacerdotes guerreros que luchan contra vampiros en el desierto.

Sin buscar nunca ser una obra maestra, la película es un auténtico entretenimiento de solo 80 minutos, que son mucho más disfrutables de lo que uno puede pensar si se miran tratando de disfrutarlos y no buscando encontrarles los varios fallos que tienen.
Con un considerable presupuesto de 60 millones de dólares, la ambientación en un futuro vampírico es muy lograda, y es ahí donde se desarrolla una historia típica a más no poder, pero que combina varios géneros como la acción, el terror e incluso el western.

Gracias a eso, nos encontramos con secuencias de acción muy bien rodadas, como toda la batalla final que acontece en el tren, donde vemos como un poderoso sacerdote y sus ayudantes se enfrentan a muerte contra unos vampiros sanguinarios no tan fáciles de matar.
Lejos de ser una película de acción memorable, "Priest" es simplemente una propuesta que más allá de lo absurdo de algunos momentos relacionados al cristianismo (aparente fetiche su director), consigue convertirse en un entretenimiento digno con unos efectos especiales excelentes y que realmente se puede disfrutar.

7.0/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada