martes, 27 de mayo de 2014

Dumbo (1941)

Como todos los años, las cigüeñas llegan al circo para traer los bebés de los animales que ahí trabajan. Una elefanta descubre que su bebé tiene orejas enormes, y las burlas por parte de sus compañeras no se hacen esperar, hasta que -para seguir riéndose de él- lo bautizan como Dumbo. Pese a que su madre siempre lo defiende, luego de un incidente con el dueño del circo ella es encerrada, y Dumbo se queda solo con la única compañía de un ratoncito llamado Timothy, que confía en que el elefante puede ser la nueva estrella del lugar.

Dentro del baúl de los recuerdos junto con las primeras producciones de Disney como "Blancanieves Y Los 7 Enanos", "Pinocho" y "Bambi", nos encontramos con otra joya animada memorable como es "Dumbo".
Este particular elefante diferenciado de cualquier otro por sus orejas enormes, se convirtió en uno de los personajes más queridos de la época dorada de Disney e incluso en la actualidad continúa siéndolo.

A través de él y las burlas que sufre en el circo por sus orejas, se transmite la intolerancia de los demás hacia lo diferente, pero también cuando Dumbo comienza a intentar convertirse en la estrella del lugar, un mensaje de superación y de no rendirse pese a las adversidades para cumplir su sueño.
Lo único negativo que puede tener la película es su escasa duración de apenas 64 minutos que no terminan de ser suficientes, aunque en su corta duración, es innegable que deja cosas inolvidables como los musicales, la cruda secuencia del elefante borracho y la relación entre Dumbo y su madre que probablemente es la más emotiva de la época dorada de Disney junto con la de "Bambi".

7.0/10

1 comentario:

  1. MI PELICULA FAVORITA, la he visto miles de veces y continuare viendola miles mas

    ResponderEliminar