sábado, 11 de abril de 2015

Terminator (1984)

Los Ángeles, año 2029. El mundo ha sido dominado por las máquinas que acabaron con los seres humanos. Liderando la resistencia constituida de los sobrevivientes, John Connor se convierte en la esperanza de la humanidad. Sabiendo que la derrota está cerca, las máquinas deciden enviar a un destructivo androide a los años 80 para que encuentre a Sarah Connor, madre de John, y la extermine evitando el nacimiento del líder de la resistencia.

Iniciando la que se convertiría en una de las sagas de acción/ciencia ficción más estigmáticas de la historia del cine, en 1984 James Cameron presentó "The Terminator", un film que marcó un antes y un después dentro de la industria cinematográfica, ganándose un estatus de culto dentro de ambos géneros.

Ambientada inicialmente en un futuro apocalíptico a causa de la supremacía de las máquinas sobre la raza humana, la historia retrocede hasta comienzos de los años 80 donde -a través de un viaje en el tiempo- una de esas máquinas es enviada a asesinar a la madre del que se convertiría en el líder de los humano sobrevivientes, para evitar su nacimiento y continuar exterminando a los humanos.
Ese es el comienzo de la adrenalínica carrera que Sarah Connor (una fantástica Linda Hamilton) inicia con la ayuda de un viajero del futuro, para huir y posteriormente enfrentar al implacable robot asesino, interpretado por Arnold Schwarzenegger en el que podríamos decir es el papel más importante de su carrera.

Considerando que estamos en 1984, los efectos especiales son más que decentes y hay varias secuencias que lo demuestran, aunque es cierto que en comparación con cualquiera de las entregas posteriores, son los más débiles de la saga.
Convertida en toda una referente del cine de ciencia ficción, "The Terminator" es una de las películas más importantes de los años 80, totalmente necesaria de ver para todo aquel amante de esta clase de producciones.

8.4/10

2 comentarios:

  1. esta es una de esas peliculas que puedo ver cientas de veces y no cansarme nunca de ella

    ResponderEliminar
  2. gran pelicula, pero la segunda es todavia mejor!

    ResponderEliminar