lunes, 6 de marzo de 2017

Abuelas Rabiosas (1988)

Dos acaudaladas ancianas invitan a toda su familia a la celebración de sus cumpleaños. Entre tantos parientes codiciosos que desean la muerte de las cumpleañeras, uno de los sobrinos de ellas no asiste ya que es repudiado por el resto a causa de sus vinculaciones con las artes negras. Sin embargo, ha enviado un regalo que transformará a las pacíficas ancianas en monstruosos seres sedientos de sangre, haciendo que el resto de los invitados no olviden ese cumpleaños.

Entre las tantas producciones bizarras que en la década de los 80 produjo Troma, podemos encontrarnos una tan insólita como "Rabid Grannies".

Presentando a dos ancianas demoníacas que destrozan a sus ambiciosos familiares, la película alcanza momentos de alta diversión cuando las octogenarias desatan la matanza.
Hay secuencias ridículamente geniales como la que una de las abuelas se pone una armadura de caballero para evitar los disparos, y aunque el nivel de sangre está demasiado medido al menos las muertes tienen ese toque tan característico de Troma.

Lamentablemente y pese a la desquiciada diversión que entrega, la historia tarda demasiado en arrancar volviéndose lenta en exceso, siendo ese su principal defecto por sobre los otros tantos que presenta pero que se le puede perdonar.
De todas maneras, simplemente por ver a esas dos ancianas demoníacas impartiendo una lección de justicia sobre sus asquerosamente codiciosos parientes, "Rabid Grannies" es una de esas películas basura que todo amante de la serie B tiene que descubrir.

5.6/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada