jueves, 11 de abril de 2013

Chucky, El Muñeco Diabólico (1988)

Antes de morir a manos de un policía, el asesino Charles Lee Ray traspasa su alma mediante un conjuro vudú, al cuerpo de un muñeco para niños. En el día de su cumpleaños, el pequeño Andy recibe como regalo el muñeco que tanto deseaba, pero lo que no sabe, es que ese juguete con aspecto inocente esconde en su interior el alma del terrible asesino, que está de vuelta y comienza una serie de asesinatos que hará que su nombre sea recordado por todos.

Si hablamos de los asesinos en serie más estigmáticos de los años 80, después de mencionar entre los primeros lugares a míticos como Freddy Krueger, Michael Myers, Leatherface y Jason Voorhees, nos encontramos con algunos que aparecieron un par de años más tarde que ellos pero que alcanzaron una fama similar.
Entre ellos aparece sin lugar a dudas Chucky, ese muñeco maldito con aspecto inocente pero tan implacable a la hora de matar como los anteriormente mencionados, que saltó a la fama en 1988 con esta genial primera parte, y protagonizaría con el pasar de los años varias secuelas más para reafirmar su lugar dentro del género.

"Child's Play" es el comienzo de la serie de asesinatos de Chucky, y como tal nos muestra en su plenitud como un sádico asesino a punto de morir traspasa su alma a un muñeco para niños, y vuelve de la vida encarnado en el inocente juguete para continuar su legado.
Es cierto que vista hoy en día y después de las demás partes donde Chucky se vuelve un icono de la comedia negra gracias a su macabro sentido del humor, los asesinatos que acá vemos pierden casi por completo el impacto que pudieron tener en su momento, aunque no por eso dejan de estar muy logrados.

También nos encontramos con un par de secuencias que manejan un efectivo suspenso que sí funciona, para tener una violenta resolución a manos del diabólico muñeco cuando asesina a alguna de sus víctimas.
"Child's Play" es una más que recomendable película de terror que tiene todo lo que tiene que tener para hoy en día considerarla de culto, y que solo por marcar el comienzo en el cine de uno de los asesinos más míticos de los 80s como es Chucky, siempre va a ser recomendable para verla y descubrir los primeros pasos (o mejor dicho asesinatos) del muñeco diabólico más macabramente carismático.

8.8/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada