viernes, 11 de julio de 2014

Nymphomaniac - Volumen 1 (2013)

En una fría noche invernal, Seligman, un viejo solitario, encuentra a una mujer llamada Joe golpeada y casi al borde la inconsciencia tirada en un callejón. Después de llevarla a su casa y curarla, Seligman siente curiosidad por saber cómo llegó a ese estado, y Joe se ofrece a contarle la historia de su vida, marcada por su incontrolable adicción al sexo.

Publicitada desde meses antes su estreno con decenas de provocativos pósters y con la siempre atractiva -y totalmente polémica- promesa de mostrar sexo explícito, "Nymphomaniac - Volumen 1" llegaba con las claras intenciones de convertirse en la película más controvertida de uno de los directores más odiados/amados del cine, Lars Von Trier.

Sorprendentemente y lejos de la enorme controversia que logró con "Anticristo", el director danés brinda un film que si bien se construye y gira en torno al sexo, le escapa al aspecto pornográfico que muchos esperaban, para narrarse desde una perspectiva poética.
Es así como nos encontramos con múltiples metáforas fantásticamente pensadas, que hacen de varios de los momentos sexuales explícitos, secuencias eróticas envueltas en un aire lírico que siempre desprenden algún simbolismo con cierta profundidad.

Lamentablemente no todo es tan redondo como podría haber sido, y al innecesario hecho de dividir a la historia en dos volúmenes, hay que agregarle ciertas fallas argumentales que le restan congruencia a los hechos narrados por la ninfómana.
De todas maneras y pese a esos defectos, "Nymphomaniac - Volumen 1" es una película bien construida en general que desarrolla una tormentosa -pero no menos excitante- historia de ninfomanía, mucho menos ofensiva de lo esperado y mucho más poética de lo pensado.

7.4/10

1 comentario:

  1. esta es una película erotica de verdad,no como la bazofia de 50 sombras de grey.

    ResponderEliminar