lunes, 13 de julio de 2015

Todavía Estamos Aquí (2015)

Tratando de comenzar una nueva vida tras la pérdida de su hijo en un accidente, un matrimonio se muda a vivir en una nueva ciudad. Pero la casa donde se trasladan esconde una terrible maldición: cada 30 años necesita sangre nueva o los espíritus que habitan dentro desatarán su furia contra el pueblo.

Evocando el espíritu de las producciones de terror setenteras sobre casas embrujadas, "We Are Still Here" es una irregular película que podría haber sido un gran homenaje pero se queda en el intento.
El problema principal pasa por su historia, no porque sea extremadamente típica y haya sido contada cientos de veces en el pasado, sino por lo mal contada que está, los personajes planos que la protagonizan y lo aburrida que resulta en líneas generales.

Es una pena que esto ocurra ya que tenemos una atmósfera clásica bien conseguida y la brutalidad que los fantasmas utilizan para acabar con sus victimas es notable (sobre todo en esos minutos finales donde se desata una auténtica masacre).
Por estos motivos, "We Are Still Here" es un film de horror que -más allá de contados aciertos- no colma las expectativas y queda como un intento fallido que no se destaca de las tantas y tantas películas de casas embrujadas.

5.5/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada